El Grupo Estoril-Sol celebra su 60 aniversario con un desfile de Agatha Ruiz de la Prada

El pasado 31 de octubre, el Grupo Estoril-Sol celebró la gala conmemorativa de celebración de su 60º aniversario en el Salão Preto e Prata del Casino de Estoril y para ello contó con un desfile de moda a cargo de la diseñadora Agatha Ruiz de la Prada.

El Grupo Estoril-Sol quiso celebrar de este modo su dilatada y exitosa trayectoria en el sector del turismo y del juego. Propietario y administrador del Casino de Estoril, del Casino de Lisboa, del Casino de Póvoa y de la Revista Egoísta, este gigante empresarial luso siempre se ha caracterizado por su apoyo a la cultura y a las artes, al espectáculo, a las letras, a la solidaridad social, y a muchas otras iniciativas relevantes en la sociedad portuguesa. Lo demuestra, por ejemplo, una de sus últimas iniciativas como es la creación del Premio Graça Moura, que distingue cada año a una personalidad por su papel en la promoción de la cultura y la lengua portuguesas.

En este 60º cumpleaños tan especial donde también se celebraba la creatividad y espíritu de vanguardia de la empresa, no podía faltar la diseñadora española Agatha Ruiz de la Prada, quien actuó como anfitriona dando la bienvenida a los invitados y abriendo la gala con su desfile. Las modelos encarnaron a la perfección el espíritu festivo del acontecimiento mostrando en la pasarela coloridos vestidos de diferentes colecciones en todo tipo de tejidos (terciopelo, lamé, lentejuelas, algodones y gasas) e incluyendo –como guiño al aniversario- algunos de los ya reconocidos y famosos traje-tarta, tan típicamente Agatha.

La velada continuó con una cena amenizada por la Orquesta Jorge Costa Pinto y una actuación de danza. A continuación, todos los asistentes pudieron disfrutar de un concierto del cantante y compositor irlandés Chris de Burgh, que presentó sus temas acompañado de su guitarra y un piano.

Precisamente De Burgh y Ruiz de la Prada protagonizaron uno de los momentos más espectaculares de la noche: las destacadas personalidades de la cultura y de la sociedad allí congregadas aplaudieron entusiasmadas la entrada del pastel conmemorativo que apareció suspendido en la zona de baile sobre el piano, acompañado de fuegos artificiales y la actuación de unos bailarines y enmarcado por los modelos de Agatha. Cantante y diseñadora tuvieron el honor de cortar la tarta provocando la emoción y la alegría de todos los asistentes.

La noche continuó con una fiesta en la pista de baile y con la música del Dj Rodrigo d’Orey.

Un cumpleaños, cultura, moda, diversión, entretenimiento, juego, música y una tarta dulce y espectacular: los ingredientes perfectos para celebrar la vida y el optimismo en el característico estilo de Agatha Ruiz de la Prada.

Compárte: